VOX, MARCA BLANCA DE TRUMP Y PARÁSITO PARA EL THREE PARTY

VOX, MARCA BLANCA DE TRUMP Y PARÁSITO PARA EL "THREE PARTY"

El dirigente de Vox Espinosa de los Monteros aclaró en Espejo Público su idea de libertad de prensa en democracia: para ellos “somos el enemigo del pueblo”, es lo mismo que dijo Trump ya en febrero de 2017 !! : “la prensa es el enemigo del pueblo americano”, es decir, adoptan el papel de “víctima”, de “perseguidos por el sistema”, como hacen también los independentistas catalanes, en esto la izquierda y la derecha radical siguen la misma táctica.

Se especula con que Steve Bannon, jefe de campaña de Trump, estaría dando cobertura a Vox. Hice una crítica contra las posibles deportaciones en el instagram de Arrimadas y me replica gente de Ciudadanos contra los inmigrantes, prueba de que el “personal” en España se está radicalizando. De hecho, medios que defendían a Ciudadanos ahora defienden a Vox, así que Vox tiene apoyos importantes y, según The Guardian, empujan al PP de Casado a la derecha. Imagino que Ciudadanos se hará la foto con Vox después de las elecciones generales para poder ocupar la Moncloa.

Hemos conocido en las últimas horas a través de una información de el diario El País que Vox se habría financiado parcialmente a través de fondos iraníes, y éso demuestra la hipótesis de que partidos radicales (a izquierda y derecha) como Podemos o Vox se financian a través de los Gobiernos más dictatoriales.

Manuel Valls ha adoptado el relato de Ciudadanos sobre el debate ideológico, el cliché de “el fín de las ideologías”, al afirmar en el programa “El Objetivo de Ana Pastor que : “el gran debate no es entre la izquierdas y la derecha, es entre los europeístas y los reformistas contra los populistas o los separatistas”, pero la realidad es que la izquierda defiende la igualdad social, la derecha no, es manipulación (y muy, muy interesado) intentar diluír ése debate histórico -que siempre existió- en el nuevo debate “globalización – populismo”, cuando son dos cosas muy distintas.

Mientras, Arrimadas dijo en una entrevista concedida a La Vanguardia que “vamos a abrir una nueva etapa en Andalucía con un acuerdo de gobierno desde el centro político y la moderación”, algo que suena irónico cuando -quieran o no- van a formar parte de un Gobierno apoyado por Vox. Onda Cero ha publicado en su twitter que una encuesta del CIS refleja que los españoles piensan que Ciudadanos se ha escorado a la derecha (como en el PP). A la hora de captar el voto “si no le gustan mis principios, tengo otros”, sería el lema de la derecha española.

Casado ha encontrado a su Arrimadas particular en Isabel Díaz Ayuso, un perfil político que da muchos votos. Ahora la imágen empieza a estar sobrevalorada en política, tanto en hombres como en mujeres, y en la primera línea sólo hay gente jóven, guapa y divina (salvo excepciones). Y si no, que se lo pregunten a Ciudadanos. Me pregunto si los votantes son capaces de renunciar a sus principios ideológicos sólo porque el candidato les atrae. Esto debería ser estudiado con seriedad porque es un tema más delicado de lo que parece.

Mientras, informa también el diario El País sobre un diputado transfuga del PP que se ha ido a Vox. La historia del sujeto “no tiene desperdicio” : La Fundación Franco lo nombró ‘caballero de honor’. Acusó a dos concejales socialistas de su pueblo de vender droga a los jóvenes (por lo que fue condenado). Tras 24 años en política, deja el PP y da a Vox su primer diputado. De hecho, hay malestar en el PP con el alineamiento de Casado con Vox. Y nos vendían a Casado, por su trayectoria en Genova, como “el candidato de las bases”.: Pues en política no se puede confiar en nadie…

Con el “three party” de Casado, Rivera y Abascal, los empresarios ya tienen su “brazo político” ideal. Están a tiempo de evitarlo, todavía queda tiempo para las generales. Y para intentar quitarles la careta.